Hoy es: 19-08-2017

BANNER JuntEx 2017 r3

Noticias

Trabajos en altura

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Diferentes sectores productivos necesitan desarrollar trabajos en altura y en ocasiones este hecho supone un incremento de los índices de siniestralidad. Por ello, es necesario extremar las medidas de seguridad para los trabajadores que se exponen a este tipo de trabajos. Un objetivo que debe ser de todas las partes interesadas, incluyendo a empresarios y trabajadores.

Las caídas en altura son una de las principales causas de accidentes de trabajos mortales y de lesiones graves, especialmente en la construcción. Estos accidentes suponen diferentes costes, tanto humanos como económicos.

Intentar disminuir el número de caídas de altura debe ser un objetivo de todas las partes interesadas, incluyendo a empresarios, trabajadores, agentes sociales, autoridades públicas, inspección de trabajo, etc.

Por ejemplo, ha de prestarse mucha atención a la elección de los equipos más adecuados para la realización de trabajos en altura, en busca de un aumento de la seguridad de los trabajadores y de una reducción de los costes de producción. Los equipos de protección contra caídas son capaces de evitar accidentes, pero en ocasiones o no se usan, o son usados incorrectamente, poniéndose de manifiesto la importancia de la formación e información en este aspecto.

Frecuentemente, se tiende a asociar la realización de trabajos en altura sólo con el sector de la construcción. Esto no es cierto, existen otros sectores que deben llevar a cabo esporádicamente trabajos en altura, y no por ello deben olvidar los riesgos asociados a este tipo de trabajos, siendo muy importante la realización de dichas funciones sin poner en peligro la seguridad y salud. Antes de elegir un método de trabajo concreto, hay que tener en cuenta que cada lugar de trabajo y cada tarea son únicos.

Desde una perspectiva general, se puede afirmar que todos los trabajos en altura sólo podrán efectuarse, en principio, con la ayuda de equipos de protección colectiva como barandillas o redes de seguridad. Cuando por el tipo de trabajo no sea posible, se deberá de disponer de medios de protección individual: cinturones de seguridad, arnés anticaída, etc.

Definición de trabajos en altura.

Son los trabajos ejecutados en alturas superiores a 2 metros (andamios, plataformas, escaleras…). También consideramos trabajos en altura los trabajos en aberturas de tierra, excavaciones, pozos, y situaciones similares.

¿Dónde se dan este tipo de riesgos?

En cualquier tarea de mantenimiento, reparación, ejecución de instalaciones o similares en las que sea preciso subirse a una escalera o superficie para acceder a la zona de trabajo; las tareas de restauración o construcción de edificios, trabajos de albañilería, etc; en las que es preciso utilizar andamios, o los montajes de antenas, limpiezas especiales, así como contar con equipos especializados.

Causas de caídas.

En los trabajos en altura el riesgo principal, y con mayores consecuencias, es el de caídas a distinto nivel, cuyas causas pueden ser debidas a:

Causas Humanas:

  • Causas físicas: mala condición física, desequilibrios por mareos, agilidad, falta de reflejos, edad, etc.
  • Causas psicológicas: descuido, falta de atención, nerviosismo, etc.
  • Formación: desconocimiento de los riesgos, incorrecta utilización de los medios y equipos de protección, malos métodos de trabajo, etc.

Causas Materiales:

  • Equipos de protección: carencia de equipos, tanto individuales como colectivos, fallo en la construcción o en los equipos de protección.
  • Factores meteorológicos.
  • Rotura de elementos de sustentación.
  • Orden y limpieza.

No obstante, debido a la gran variedad de trabajos que se realizan en altura, podemos encontrarnos con cualquier tipo de riesgos. Por ejemplo: exposición a radiaciones, sobreesfuerzos, contactos eléctricos, caídas al mismo nivel, caídas de objetos, exposición a temperaturas extremas, etc.

Aspectos a considerar antes de iniciar un trabajo en altura.

  1. Estudiar el método de trabajo de acuerdo con los factores de riesgo.
  2. Planificar previamente las tareas incluyendo la evaluación de riesgos.
  3. Realizar el estudio para el empleo de las protecciones necesarias y suficientes para cada tipo de tarea.
  4. Que todos los trabajadores hayan recibido la formación e información necesaria para el adecuado desarrollo de sus tareas
  5. Tener en cuenta que no todos los trabajos en altura se desarrollan en las mismas circunstancias.

En los trabajos en altura, es fundamental la elección de los equipos de trabajo, que garanticen condiciones de trabajo seguras. El RD 1777/2004, sobre disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización por los trabajadores de los equipos de trabajo, en materia de trabajos temporales de altura, establece una serie de principios básicos:

  • La prioridad de las medidas de protección colectiva frente a las individuales.
  • La elección no puede subordinarse a criterios económicos.
  • Solo podrán efectuarse cuando las condiciones meteorológicas no pongan en peligro la salud y seguridad de los trabajadores.
  • Los andamios deben proyectarse, montarse y mantenerse convenientemente para evitar riesgos por desplome y desplazamiento.
  • Las plataformas, pasarelas y escaleras deben construirse, dimensionarse, protegerse y utilizarse para evitar riesgos de caída de personas o de objetos.
  • Los equipos de trabajo deberán disponer de los medios adecuados para garantizar que el acceso y permanencia en esos equipos no suponga un riesgo para su seguridad y salud.

Existen diferentes sistemas para trabajar en altura:

a) Andamios
b) Escaleras
c) Protección colectiva contra caídas
d) Arnés de seguridad

Andamios

Un andamio es una construcción provisional, fija o móvil que sirve como auxiliar para la ejecución de diferentes tareas. Existen diferentes tipos de andamios como los metálicos, los de caballetes, etc. Para trabajar en ellos con seguridad debemos seguir una serie de recomendaciones generales:

  • Deben ser instalados bajo la supervisión de personal especializado.
  • Deben ser construidos con superficie, funcionalidad y resistencia acordes con la labor para la cual están destinados.
  • Debe facilitarse a los trabajadores un número suficiente de andamios para todos los trabajos que deban efectuarse en altura.
  • Los andamios construidos en zonas de tránsito vehicular o peatonal deben estar señalizados.
  • Cuando deba trabajarse en lugares con eventuales riesgos eléctricos, se tomarán medidas adecuadas para minimizar los riesgos.
  • Los tablones de madera no podrán tener un espesor menor a 2 pulgadas y deberán descartarse aquellos que presenten rajaduras, fisuras, nudos o anormalidades que lo indiquen como inseguro.
  • Los tablones metálicos deberán ser antideslizantes.

Escaleras

La primera recomendación general es que es necesario revisar su estado antes de utilizar cualquier escalera, asegurándonos que no tiene defectos. Pueden ser de distintos tipos: simples, extensibles o tipo tijera.

Recomendaciones sobre el uso de escaleras:

  • Las escaleras no deben usarse en aplicaciones para las que no han sido diseñadas.
  • No se emplearán escaleras metálicas en trabajos eléctricos.
  • La base de la escalera debe apoyarse sobre una superficie sólida y bien nivelada.
  • Cuando se emplee la escalera para subir a plataformas, andamios, techos, etc., ésta deberá sobrepasarlos como mínimo en un metro.
  • Se subirá y bajará por la escalera de frente a ella, utilizando las dos manos y agorándose a los peldaños y no a los largueros.
  • No debe trabajarse en los últimos escalones, ni tratar de alcanzar puntos que obliguen a posturas muy forzadas que puedan hacer perder el equilibrio.
  • Cuando se trabaje con escaleras de tijera, los dos lados deben estar completamente abiertos y nunca nos situaremos a horcajadas sobre ella.
  • Las escaleras deben almacenarse cuidadosamente en lugares cubiertos y no deberán pintarse nunca para que podamos detectar fallos.

Protección colectiva e individual

En principio, los trabajos en altura sólo se podrán realizar con la ayuda de equipos de protección colectiva: barandillas, plataformas, redes de seguridad, etc. Sin embargo, teniendo en cuenta la naturaleza del trabajo, esto no siempre se posible y deberá disponerse de medios de acceso seguros y utilizarse medios de protección individual como: cascos de seguridad, portaherramientas, calzado adecuado o arnés de seguridad.

Arnés de seguridad

Es un dispositivo de presión del cuerpo destinado a parar las caídas. Es un equipo que permite puntos de anclaje, y reparte la presión de choque en casos de caídas o suspensión.

Recomendaciones generales para el uso del arnés:

  • Ajustado correctamente en su totalidad.
  • Verificar que las cintas por donde se pasan las piernas no estén retorcidas.
  • Asignar el uso del arnés siempre que se pueda a un mismo operario, eliminando así distintos ajustes que pueden dañar el arnés.
  • Seleccionar siempre un punto de anclaje rígido para evitar posibles desgarres o desprendimientos.
  • Ante cualquier duda sobre su buen estado debe reemplazarlo.
  • Nunca realizar modificaciones sobre el arnés, tanto en las costuras, cintas y bandas.

Tejados. Cubiertas. Planos inclinados

El trabajo realizado en tejados, cubiertas o superficies con más o menos pendientes en altura conlleva situaciones de alto riesgo. En la mayoría de las ocasiones, aquí no podremos utilizar andamios u otros elementos auxiliares similares.

Por lo tanto, conviene recordar:

  • Nunca se debe pisar directamente sobre cubiertas de escasa resistencia.
  • El riesgo aumenta al crecer la inclinación.
  • No realizar trabajos en altura cuando las condiciones ambiéntales sean malas.

Durante la realización de los trabajos en cubiertas, se usarán alguno de los tres elementos siguientes (imprescindibles para la seguridad del trabajador):

 

  • El enganche que será un punto de anclaje fijo a la estructura o móvil como las líneas de vida o cables fijadores.
  • Sujeción intermedia, con absorbedor de energía.
  • El arnés anticaídas.

Fuente: Departamento de Prevención de CEN (Confederación de Empresarios de Navarra).

 

¡¡Siguenos!!

RSS - Feed  

Twitter  

 

Formulario de acceso

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios, facilitando la navegación por nuestra web. Para saber más sobre el uso que hacemos de las cookies, consulta nuestra Política de protección de datos. Acepto las cookies para esta web.